Blogia
Foro El Salvador

EL FORO ERMUA DENUNCIA LA COACCIÓN DE IBARRETXE AL DÉBIL GOBIERNO DE RODRÍGUEZ-ZAPATERO

EL FORO ERMUA DENUNCIA LA COACCIÓN DE IBARRETXE AL DÉBIL GOBIERNO DE RODRÍGUEZ-ZAPATERO Ante la coacción de Ibarretxe, amparado en la violencia terrorista de ETA, exigimos al Gobierno de Rodríguez Zapatero la utilización decidida y rigurosa de todos los mecanismos del Estado de Derecho para hacer cumplir la Ley y el compromiso a no iniciar ningún tipo de negociación con el Gobierno vasco mientras el Lehendakari no retire formalmente las amenazas vertidas.

Bilbao. 28 de septiembre de 2007.  El Debate del Parlamento vasco sobre política general que ha comenzado hoy en Vitoria, pone de manifiesto la extrema gravedad de la situación que requiere actuaciones firmes del Gobierno de Rodríguez Zapatero: el lehendakari ha hecho pública de manera expresa su rebeldía frente a la legalidad vigente; ha sometido a coacción al Gobierno central y al Parlamento español; y ha puesto fecha al comienzo del intento de secesión del País Vasco.

Ha hecho pública su rebeldía al anunciar que convocará un referéndum o “consulta habilitadora”, pese a que la competencia para ello corresponde en exclusiva al Estado central, de acuerdo con lo dispuesto en los artículos 92 y 149.1 32ª de la Constitución española.

Somete a coacción al Gobierno central al exigir un pacto político según sus intereses y amenazar, para el caso de que el Estado no se pliegue a sus exigencias, con la convocatoria de dicho referéndum.

Pone fecha al comienzo del intento de secesión del País Vasco al fijar para el 25 de octubre de 2008 la realización de un referéndum habilitador que suponga un mandato para conseguir la soberanía vasca, o lo que es lo mismo, que los vascos decidamos unilateralmente nuestro futuro. Y profundiza en esta vía secesionista al fijar para 2010 un referéndum resolutivo, con intención de proclamar la independencia.

Todo ello lo hace, además, amparado en la violencia terrorista de ETA. Vincula la solución al problema terrorista con la concesión de la soberanía al País Vasco, aumentando así la coacción a los españoles y legitimando la acción de los terroristas. El Lehendakari nos ha dicho claramente que mientras no se ceda al nacionalismo, ETA no tiene por qué desaparecer[1].


Esta situación de evidente rebeldía la ha hecho posible, en el largo plazo, treinta años de condescendencia y cesión frente al nacionalismo que ha sido siempre correspondida por éstos con la más absoluta deslealtad. Y en el corto plazo la ha hecho posible la estrategia del Gobierno de Rodríguez Zapatero de pacto con el nacionalismo radical; un Gobierno que se ha adentrado en una reforma de la estructura del Estado sin acuerdo con el principal partido de la oposición y con los únicos apoyos de los nacionalismos independentistas; un Gobierno que ha iniciado un proceso de negociación con ETA basado en la cesión política y el engaño a los ciudadanos y que, cuando como era de prever, ha sido radicalmente superado por las exigencias del nacionalismo, se ha visto en una situación de extrema debilidad.

 

La rebeldía expresa de Juan José Ibarretxe requiere de acciones efectivas y ahonda en la necesidad de una reforma constitucional que permita que la democracia española funcione de manera eficaz y estable, que garantice la libertad, igualdad y solidaridad entre todos los ciudadanos y que impida el sometimiento a coacción de la inmensa mayoría de los españoles por parte de unos pocos.

 

Exigimos al Gobierno de la Nación y al Partido Socialista de Rodríguez Zapatero:

 


·        Que no cedan al chantaje del lehendakari Ibarretxe y que no emprendan  ningún tipo de negociación con él mientras no retire formalmente del horizonte político cualquier consulta popular unilateral e ilegal.

 

 

 

·        Que manden al país un mensaje claro, expreso y terminante: a quien no acate la legalidad vigente, le caerá todo el peso de la Ley. Porque la Ley es la expresión de la voluntad de la nación española, única en la que reside la soberanía.

 

 

 

·        Que comiencen conversaciones con el Partido Popular para alcanzar los consensos necesarios con objeto de, cualquiera que sea el resultado de las próximas elecciones generales, impulsar una reforma constitucional que sirva para resolver los problemas de fondo que padece el sistema político de España.

 

 

 

-------------------------------------------------------------------------------

 

[1] El Lehendakari ha manifestado que el mandato que resultaría de la consulta de 25 de octubre de 2008 sería para “que el Gobierno español y ETA inicien un proceso de diálogo con el objetivo de lograr el fin definitivo de la violencia, siempre que ETA manifieste previamente su voluntad inequívoca de abandonar el terrorismo y que las decisiones políticas correspondan a los representantes políticos vascos.”  Con ello, vincula el fin del terrorismo con el hecho de que las decisiones correspondan a los representantes políticos vascos de manera unilateral.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres