Blogia
Foro El Salvador

Barrena: «No se puede esperar ni un día más para acabar con la ilegalización»

A punto de cumplirse el tercer aniversario de las elecciones municipales y forales, Batasuna subrayó que «no se puede esperar ni un día más para superar el apartheid, un problema de gran calado a la hora de crear condiciones democráticas para iniciar un proceso de resolución.

Ya están tardando, la solución tiene que darse ahora mismo sin esperar a la convocatoria de nuevos comicios», dijo. De hecho, mencionó la devolución de cargos como la «mejor aportación» al proceso.

Pernando Barrena y Marije Fullaondo también afirmaron que la legalización es «una necesidad perentoria» para el PSOE. El próximo día 25 se cumplirán tres años desde las elecciones municipales y forales y, por tanto, desde que el Tribunal Supremo y el Constitucional ilegalizasen a más de 200 plataformas populares. En estos tres años, han sido muchas las iniciativas llevadas a cabo por la izquierda abertzale para denunciar el apartheid y reclamar los escaños que les corresponden en las instituciones. De cara a este aniversario, Pernando Barrena y Marije Fullaondo reiteraron esta exigencia y subrayaron que «no se puede esperar ni un día más» para abordar y superar esta situación. «Ya están tardando, la solución tiene que darse ahora mismo», advirtieron. En este sentido, dejaron claro que «no es un tema que se solucione única y exclusivamente con futuras elecciones», como parece que quieren algunos partidos políticos que, según criticó Barrena, se decantan por esperar a 2007 para dar una salida a esa situación.

Frente a esa posición, Batasuna insistió en que los partidos ­PSOE y PP, en calidad de «coautores» de la Ley de Partidos, así como el resto que «ocupan cargos que no les corresponden»­ deben afrontar «desde ya mismo» sus responsabilidades «sin esperar» a la convocatoria de nuevas elecciones.

La formación independentista aseguró que «de ninguna manera se puede pensar que un proceso de diálogo que busque un acuerdo sobre las reglas del juego pueda ponerse en marcha mientras una parte de la ciudadanía tenga vulnerados sus derechos al sufragio electoral universal, activo y pasivo». «El apartheid es un problema de gran calado y fundamental a la hora de crear condiciones democráticas para iniciar un proceso de resolución», incidieron. «Es un déficit democrático único en el contexto de la Europa occidental que se debe abordar con premura para que todas las opciones políticas pue- dan competir en igualdad de condiciones. El proceso necesita condiciones democráticas», reiteró Barrena. Por ello, emplazó a «todas aquellas personas que ocupan cargos que no son fruto de la voluntad popular expresada en las elecciones de 2003 que dimitan y los devuelvan a las personas que legítimamente fueron elegidas. Esa es la mayor aportación que pueden hacer a título personal para crear las condiciones que permitan la puesta en marcha de un proceso», concluyó.

Tras realizar un balance «altamente negativo» de estos tres años en los que algunos partidos «se han beneficiado de esta ley mordaza», el dirigente abertzale destacó que «es el momento para dar pasos adelante en la restitución de los derechos civiles y políticos» y que «las medidas represivas» contra ciudadanos que denunciaron la ilegalización «no tienen ninguna justificación y, por tanto, deben desactivarse». La legalización o no y su presencia en los comicios del próximo año centraron las preguntas de los medios de comunicación. En respuesta a las mismas, Pernando Barrena manifestó que «el Gobierno español tiene una necesidad política más perentoria incluso que la propia izquierda abertzale en que Batasuna sea formación, una expresión legal». «Si realmente van a sentarse en una mesa de resolución y necesitan que la izquierda abertzale sea legal, evidentemente la necesidad política de legalización la tienen ellos», concluyó. Ante la insistencia mediática por conocer la postura de Batasuna y su «estrategia», Barrena y Fullaondo reiteraron que «la situación de legalidad o ilegalización no es algo que nos competa a nosotros, sino al PSOE y al Gobierno español. Ellos crearon el problema, ellos tienen que poner la solución». De hecho, «tanto pública como privadamente» les han hecho llegar que «fuera de la derogación de la Ley de Partidos no existe ni seguridad jurídica ni política de que la izquierda abertzale pueda tener una expresión política legal». «Batasuna lo que descarta totalmente es no estar presente en las elecciones de 2007», agregaron. Señalaron que la oferta que presentarán a la ciudadanía tendrá «dos objetivos fundamentales»: por una parte, «afianzar la apuesta de la izquierda abertzale por llevar a este país a un escenario de paz y respeto de derechos»; y, por otra, «ofrecer una alternativa de construcción desde parámetros de izquierda».

Ibarretxe:«El proceso de paz no tiene vuelta atrás»

El lehendakari Juan José Ibarretxe manifestó ayer que «el proceso de paz no tiene vuelta atrás» y, ante cientos de empresarios vizcaínos, añadió, en referencia a la lucha armada de ETA, que «esto se ha acabado para siempre». Invitado a la reunión de Cebek (Confederación Empresarial de Bizkaia), Ibarretxe lamentó que la paz pueda llegar tarde para algunas personas, entre las que citó al empresario José María Korta, muerto en atentado de ETA en agosto de 2000. « ¿Te imaginas de lo que seríamos capaces si se lograra la paz?», aseguró el lehendakari que le había preguntado el empresario antes de sufrir el atentado. «Este es un momento de ilusión serena. Y lo digo también como lehendakari. Tengo 49 años y no lo había conocido nunca», agregó. El presidente de Cebek, José María Vázquez Eguskiza, se refirió en su discurso al mismo tema, para congratularse de «poder celebrar la fundada esperanza de la paz» e indicar a los empresarios que «vosotros sois los que más lo merecéis».

El Pacto PP-PSOE y la Comisión de Secretos

El ministro de Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, anunció ayer que, antes de la prevista comparecencia de Rodríguez Zapatero en el Congreso de los Diputados, el Gobierno español ofrecerá a los partidos con representación en la Cámara la información que «sustenta» que ETA está manteniendo el alto el fuego. Según concretó, lo hará convocando el denominado «Pacto Antiterrorista», suscrito por PSOE y PP, e informando en la Comisión de Secretos Oficiales a todos los grupos. En su comparecencia ante la Comisión de Interior del Congreso, Rubalcaba declaró que «el proceso tiene bases sólidas» y que «la verificación terminará en poco tiempo». Por otra parte, durante el acto en el que Javier Zaragoza tomó posesión de su cargo de fiscal jefe de la Audiencia Nacional, Cándido Conde-Pumpido, fiscal general del Estado, afirmó que la Fiscalía de este tribunal «será en el proceso de paz el hilo conductor de las decisiones de los españoles, expresadas a través de la ley. Ni más, ni menos». 

 Gara, 18 de mayo de 2006

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres