Blogia
Foro El Salvador

Han ganado los demócratas, no Zapatero

Han ganado los demócratas, no Zapatero

Victoria rotunda de los demócratas en la Cámara de Representantes. Las elecciones legislativas en Estados Unidos (Midterm) apuntaban ya antes de celebrarse un claro cambio de ciclo. Se acaba la era Bush y probablemente se acabe el período de dominio republicano que comenzó con la década de los 80.

David Brooks, uno de los editorialistas más reputados del New York Times, apuntaba hace unos días que este declive no sólo se debe a los errores cometidos en Iraq. A diferencia de lo que sucedió hace 20 años, los conservadores han agotado su “agenda”. No tienen nuevas propuestas que desarrollar: ni en el campo fiscal ni en el terreno de la política exterior. Y, lo que es más importante, “han sido alcanzados por los escándalos (de corrupción), el factor fundamental que hace decaer a los movimientos y a los líderes políticos”. Ese fin de período ya ha estado muy presente en la campaña, en la que muchos senadores y diputados de su partido no han querido el apoyo que les ofrecía el presidente. En Florida Bush llegó a solicitar el voto para Charlie Christ sin que este candidato participara en el acto electoral para no aparecer fotografiado con el presidente.

Es muy probable que durante los próximos dos años el Congreso pretenda realizar una relectura de la política de Bush. Al frente de una Cámara de Representantes que puede llegar a ser muy hostil va a estar la diputada de San Francisco Nancy Pelosi. La nueva presidenta seguramente alentará que el Congreso investigue los métodos presidenciales para luchar contra el terrorismo. Hasta ahora Bush ha usado sólo una vez el veto para frenar una iniciativa legislativa del Congreso. A partir de ahora la tensión puede aumentar y el aire político se puede parecer al que se respiraba en la última época de Clinton. Aunque sin impeachment, Nancy Pelosi ya ha anunciado que no va a llegar a ese límite.

Pero el fin de mandato es complicado y el agotamiento republicano, según David Brooks, no supone que asistamos al comienzo de un ciclo demócrata: “aumenta la cantidad de gente que no se identifica con ellos. Muchos perciben, correctamente, que no tienen una agenda para los próximos años”. Los demócratas no tienen respuestas para los principales problemas que están planteados. “El primero de ellos es el aumento del islamismo radical. Está claro que los estados-nación no trabajan para hacer disminuir el extremismo. ¿Qué vamos a hacer?”. Los demócratas, de momento, callan ante la pregunta que plantea Brooks.

Por desgracia, el presidente de nuestro Gobierno no se mantiene en silencio. Su respuesta es relativizar de forma irresponsable la cuestión. Como hizo el fin de semana pasado, cuando aseguró que el calentamiento del planeta (que no está certificado científicamente) causa más muertos que el terrorismo internacional. Por muchos paralelismos que se pretendan hacer estos días, en Estados Unidos no ha ganado el zapaterismo. Aunque no haya respuesta demócrata para el yihadismo, a nadie se le ocurre mirar para otro lado.

Fernando de Haro

Páginas Digital, 8 de noviembre de 2006

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres