Blogia
Foro El Salvador

Batasuna asumirá la decisión de los navarros y reclama a UPN y PSN que hagan lo mismo

 

Batasuna hizo público ayer en Iruñea un documento para afianzar el proceso de resolución del conflicto en Nafarroa que subraya tres ideas centrales: la solución global necesita la participación de todos los territorios y de todas las opciones políticas; para avanzar es imprescindible un escenario de garantías democráticas y el fin del «apartheid» político; y la ciudadanía navarra tiene que ser parte activa desde el principio y en igualdad de condiciones. En este sentido, Batasuna se comprometió a asumir lo que la sociedad navarra decida libremente e instó a UPN y PSN a hacer lo mismo.

IRUÑEA

El mahaikide de Batasuna Pernando Barrena destacó ayer que la formación abertzale «se compromete a respetar lo que la ciudadanía navarra decida libre y democráticamente».

«Nosotros estamos dispuestos a respetar lo que losnavarros decidamos sin ningún tipo de cortapisa, sin límites. Nuestra pregunta es sencilla y queremos emplazar tanto a Miguel Sanz como a Carlos Chivite a que la contesten: ¿están ustedes dispuestos a respetar lo que decida libre y democráticamente la ciudadanía navarra? Sean valientes y den ese paso. Tras 25 años hay una nueva oportunidad, no impidan nuevamente desde UPN y PSNque los navarros podamos decidir», señaló Barrena en el transcurso de un acto celebrado ayer en los cines Carlos III de Iruñea para presentar un documento para afianzar el proceso democrático en Nafarroa y al que asistieron unas 300 personas vinculadas a la izquierda abertzale.

Todos los territorios y opciones

Junto a ello, Pernando Barrena destacó que la solución al conflicto que vive Euskal Herria «será una solución global que necesita de la participación de todos los territorios y de todas las opciones políticas. Navarra siempre ha estado en el centro del conflicto y va a ser parte importante de la solución».

En este sentido, el mahaikide navarro subrayó que la actual partición territorial de Hego Euskal Herria no ha sido una opción que la ciudadanía tomó libremente, sino que responde a «una imposición a Navarra y al resto del país para romper el sujeto del pueblo vasco e impedir que ejerza el derecho democrático a decidir».

Por ello, Batasuna considera que la actual división territorial «no puede considerarse como el marco referencial para este proceso. Sería de todo punto ilógicoponer en marcha un proceso democráticopartiendo de la aceptación de una partición que no obedece a la voluntad de la sociedad libremente expresada».

«En estos momentos en los que se dibuja una oportunidad histórica para resolver este conflicto, Navarra se ha convertido ya en parte de este proceso. Una Navarra plenamente libre y dueña de su futuro sólo es imaginable en el contexto de una Euskal Herria verdaderamente libre y la clave para el éxito de este proceso es la articulación de una mesa, o espacio de debate común a todos los territorios, en el que todas las opciones pueden defenderse».

Es decir, Batasuna aboga por conformar un espacio de diálogo y encuentro en el que puedan estar presentes todos los agentes políticos de Euskal Herria, sin ninguna clase de exclusión de carácter ideológico ni territorial.

Para ello, Barrena subrayó que es «imprescindible un escenario de garantías democráticas, acabar con la actual realidad de apartheid político y superar la situación de excepcionalidad que hoy en día se vive en el conjunto de Euskal Herria,y de manera especial en Navarra».

«Debate libre y sin tutelas»

«Es preciso que desaparezcan los obstáculos que impiden un debate libre y sin tutelas. Esto sólo será posible si se garantiza una situación de igualdad de condiciones entre todos los proyectos acerca del futuro de Navarra. Es preciso el desmantelamiento inmediato de todas las medidas de apartheid político. Es impensable el avance del proceso mientras existen ideas ilegalizadasy perseguidas y se impida el libre ejercicio de los derechos de asociación, reunión y expresión pública de las ideas y proyectos», insistió Pernando Barrena.

Junto a ello, el mahaikide destacó que la sociedad navarra tiene que jugar un papel determinante en el proceso de resolución del conflicto político que padece Euskal Herria. «El acuerdo o los acuerdos de resolución que se alcancen en la mesa o espacio común de diálogo multipartito deberán ser sometidos a la decisión de la ciudadanía navarra expresada mediante consulta», explicó Barrena.

«Corresponde a la ciudadanía y a los grupos sociales, sindicales y políticos de Navarra decidir la forma y manera más conveniente de participación en este proceso global», indicó el dirigente abertzale, quien destacó, igualmente, que en el mismono pueden ponerse limitaciones en relación a las posi- bilidades de opción de la ciudadanía navarra.



«Consecuencia de años de lucha en solitario»

IRUÑEA

Pernando Barrena destacó que el actual momento político ha llegado «gracias a la lucha, el esfuerzo y entrega de miles y miles de vascos que se han dejado la piel por este pueblo durante los últimos 30 años», por lo que quiso hacer un reconocimiento a Germán Rodríguez, Mikel Zabaltza, Angel Berrueta y a los presos políticos vascos.

También recordó a José Ramón Aranguren,«que debiera estar aquí con nosotros y que se encuentra hospitalizado a causa de ese maldito juicio del 18/98 que se está desarrollando en condiciones procesales infames y que vulnera derechos políticos y civiles fundamentales».

Barrena destacó que «la izquierda abertzale acertó cuando rechazó el marco de la Reforma, cuando dijo, ya hace 30 años, que la Constitución española, el Estatuto y el Amejoramiento no eran herramientas apropiadas para la superación del conflicto. El tiempo transcurrido nos ha dado la razón a quienes defendimos esto en solitario».

Gara, 7 de mayo de 2006

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres