Blogia
Foro El Salvador

Homenaje en Sallent de Gállego a los guardias civiles Irene Fernández y José Ángel de Jesús asesinados por ETA el 20 de agosto de 2000

Homenaje en Sallent de Gállego a los guardias civiles Irene Fernández y José Ángel de Jesús asesinados por ETA el 20 de agosto de 2000 El alcalde de Sallent muestra su agradecimiento por el respeto de todos a la memoria de los guardias civiles asesinados

El alcalde de la localidad altoaragonesa de Sallent de Gállego, José Luis Sánchez, mostró hoy su "agradecimiento" a todos los ciudadanos y políticos que asistieron este mediodía a los actos de homenaje a los guardias civiles Irene Fernández Perea y José Ángel de Jesús Encinas, asesinados en el municipio pirenaico el 20 de agosto de 2000 por la banda terrorista ETA. Sánchez destacó el respeto a la memoria de ambos durante el acto de hoy.

El homenaje "ha ido muy bien", indicó el primer edil sallentino, en alusión a la misa oficiada en la iglesia parroquial de la capital del Alto Gállego y la ofrenda floral realizada por la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) en la Plaza del Valle de Tena, donde intervinieron el delegado de la asociación en Aragón, José Marco Jalle, y el miembro de la entidad Pascual Grasa, en presencia de la consejera de Ciencia del Gobierno autónomo, Ángela Abós, y el presidente regional del PP, Gustavo Alcalde.

El alcalde de Sallent se refería así a que "se ha respetado" la tradición de celebrar un acto fundamentalmente familiar y vecinal, ya que cada 20 de agosto se conmemora el asesinato de los dos guardias mediante un sencillo acto al que acuden los familiares de los dos homenajeados, desde Asturias y Toledo. La presencia de los familiares "impone una conducta que ha sido respetada", celebró Sánchez.

Tras la misa, durante la ofrenda floral y los discursos, el acto ha consistido en "pedir justicia, recordar a José Ángel e Irene, y confiar en la democracia", comentó el alcalde, quien exigió que se deslinde, en este tipo de actos, la vertiente política de la humana.

"En mi país se están viviendo unos tiempos especiales en relación a la posibilidad de que se acabe la barbarie y me parece necesario hablar de ello, pero hoy no era momento, era otra cosa", prosiguió el alcalde de Sallent, quien subrayó que entre los vecinos del municipio "domina mucho la actitud de acompañar a los familiares", por lo que "hubiera sido altamente improcedente que se hubieran tomado otros derroteros".

José Luis Sánchez se felicitó por el hecho de que "ha influido el ambiente, ver que Sallent es un pueblecito pequeño". El alcalde de la localidad pirenaica recordó que el atentado terrorista "fue terrible y sin justificación", tras lo que consideró necesario que los terroristas de ETA vean "la fuerza y la inteligencia de la Policía detrás", pero también "a la sociedad, que les dice que son unos hijos de (...) y que esto es un desastre".

Por su parte, el delegado de la AVT en la comunidad autónoma, José Marco Jalle, agradeció la participación de numerosos vecinos del municipio y de los representantes políticos que acudieron y comentó que durante el acto también se recordó a las 22 víctimas del terrorismo de ETA que ha habido en Aragón, 20 en Zaragoza y los otros dos, los hoy homenajeados.

Los familiares, "se han sentido muy arropados", indicó Marco Jalle, quien resaltó la participación de diversos cargos públicos de la provincia de Huesca, en representación del Ayuntamiento de Puente la Reina de Jaca y de Hecho, entre otros.

El sacerdote José Manuel Pérez, quien actualmente está destinado en Sádaba (Zaragoza) y que en 2000 era el párroco titular de Sallent de Gállego, apuntó que "los familiares se sienten muy consolados cuando vienen aquí" porque "nos queremos muchos, ellos, los vecinos y yo". Pérez volvió este mediodía a la Iglesia de la Asunción a oficiar la misa de homenaje.

El presidente del PP aragonés, Gustavo Alcalde, consideró que el acto de hoy "ha sido muy emotivo" y manifestó "todo nuestro cariño con los cientos, casi un millar de asesinados por el terrorismo y los miles de familiares y damnificados".

El presidente de los populares aragoneses consideró que el de hoy es "un día para reflexionar y ser conscientes de que frente a ETA no se puede negociar ni se puede hacer otra cosa que ganarles la batalla o pedirles que abandonen las armas sin compensación". Alcalde exigió que los terroristas "cumplan sus penas".

El dirigente conservador demandó al presidente del Gobierno central, José Luis Rodríguez Zapatero, "que deje de flirtear porque un Estado de Derecho no puede permitir que esta banda le marque una hoja de ruta" e insistió en que "con los terroristas no se dialoga".

SALLENT DE GÁLLEGO (HUESCA), 20 Ago. (EUROPA PRESS) -

-----------------------------------------

La AVT no olvida a los "verdugos" que asesinaron a dos guardias civiles en Sallent "ni los motivos" del atentado

El delegado de la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) en Aragón, José Marco Jalle, afirmó hoy que la entidad no olvida a los "verdugos" de la banda terrorista ETA que asesinaron el 20 de agosto de 2000 a los agentes de la Guardia Civil Irene Fernández y José Ángel de Jesús Encinas en la localidad altoaragonesa de Sallent de Gállego (Huesca), donde hoy se les brinda un homenaje. Marco Jalle dijo que la AVT tampoco olvida "los motivos" del atentado.

Tras agradecer la participación de los vecinos y personalidades que acudieron, como la consejera de Ciencia del Gobierno de Aragón, Ángela Abós, en representación de todo el Ejecutivo, y del presidente del PP aragonés, Gustavo Alcalde, el delegado de la AVT en la comunidad autónoma indicó que los homenajeados "fueron asesinados por llevar un uniforme y por trabajar por el bien de Sallent, sus alrededores y sus gentes".

Para las víctimas del terrorismo, Marco Jalle reclamó "memoria, dignidad y justicia", tras lo que manifestó "nuestro orgullo de haber sido sus compañeros de Cuerpo, sus amigos, sus vecinos o, simplemente, sus conciudadanos". A los familiares de Fernández Perea y De Jesús Encinas, el delegado de la AVT les dijo que "no olvidamos a José Ángel, ni a Irene, ni a ninguna de las víctimas, que al igual que nosotros han sufrido el zarpazo del terrorismo".

"Quedarán en nuestra memoria las buenas personas que cayeron" y "tampoco olvidaremos a sus verdugos ni los motivos por los que destrozaron las vidas de familias enteras", continuó Marco Jalle.

Tras guardar un minuto de silencio, el miembro de la AVT en Zaragoza Pascual Grasa dio lectura a una carta abierta a los dos homenajeados, para quienes reclamó que su memoria "jamás sea olvidada" y recordó el trabajo que realizaban, destinado a que "cuantas personas viven en estos lugares, trabajan o vienen a disfrutar de su maravilloso entorno, encontraran en vosotros vuestra protección y ayuda".

"Con vuestra juventud y ánimo, estoy seguro de que teníais por delante muchos proyectos e ilusiones, truncados todos de manera cruel y sin piedad". Tras indicar que "nunca os olvidaremos, como tampoco a otros muchos que también perdieron su ida en otros lugares", Pascual Grasa alertó contra los "asesinos fanáticos e intolerantes que llevan a cabo sus horrendos crímenes bien premeditados, estudiados y calculados, sin importarles el ser humano ni la repercusión de sus hechos".

Por ello, "a través de la Justicia, exigimos el peso de la Ley, rechazando cualquier tipo de beneficios para los criminales, puesto que sus actos no son consecuencia de accidente o casualidad, así como de todos aquellos que les protegen y alientan, siendo también cómplices de sus criminales acciones".

Frente a los terroristas, "queremos y deseamos la Paz, luchando para erradicar toda lacra terrorista a través del Estado de Derecho y la Justicia, y para que nuestra convivencia sea pacifica y en Libertad", concluyó Pascual Grasa.

SALLENT DE GÁLLEGO (HUESCA), 20 Ago. (EUROPA PRESS) -

----------------------------------------------------

Sallent recuerda a los agentes asesinados por ETA en medio de la división política ante la lucha antiterrorista

Sallent de Gállego ha recordado a los dos guardias civiles asesinados por ETA hace seis años. Sus familiares han recibido un año más el afecto de centenares de vecinos y visitantes. Diferentes representantes políticos se han dado cita en esta localidad oscense y han mostrado la división de los partidos ante la situación de la lucha antiterrorista.

Sallent de Gállego (Huesca) ha recordado este domingo a los guardias civiles Irene Fernández y José Angel de Jesús, asesinados por ETA en esta localidad hace exactamente seis años. Los familiares de ambos agentes han recibido un año más el afecto de vecinos y visitantes en un sencillo acto conmemorativo, que ha contado con el apoyo de la Asociación de Víctimas del Terrorismo. También se han dado cita representantes del Gobierno de Aragón y de las distintas fuerzas políticas aragonesas, que han mostrado sus diferencias de criterio respecto a la situación actual de la lucha antiterrorista. No obstante, todos ellos han coincidido en el hecho de que crímenes como el de Sallent no queden impunes.

Varios centenares de vecinos y visitantes de Sallent de Gállego y localidades vecinas se han dado cita esta mañana para recordar a los dos guardias civiles asesinados por ETA. Junto a ellos, tampoco ha faltado representación política, encabezada por la consejera de Ciencia, Tecnología y Universidad del Gobierno de Aragón, Ángela Abós, y el alcalde de Sallent, José Luis Sánchez. También ha asistido una nutrida representación del Partido Popular, encabezada por el presidente regional del partido, Gustavo Alcalde. CHA ha participado del acto con sus dirigentes comarcales en Alto Gállego y Jacetania, mientras que el PAR e IU no han enviado representación oficial, pese a que han mostrado su apoyo al acto. La Diputación Provincial de Huesca ha estado representada por su diputado José Miguel Pérez Pozo.

Sencillo y emotivo homenaje

Los actos han comenzado con una misa en la iglesia parroquial de Sallent de Gállego, que se ha llenado de familiares, amigos y compañeros de los asesinados, así como numerosos vecinos y visitantes de Sallent y de todo el Valle de Tena. El que fue párroco de Sallent de Gállego el día del atentado ha sido el encargado de oficiar la ceremonia. En su homilía, ha recordado la figura de Irene y José Ángel como víctimas de la maldad de los terroristas y ha pedido a sus familiares que no tengan miedo “de quien puede matar el cuerpo, pero no el alma”. También ha citado la lectura del profeta Isaías para pedirles que “sigan caminando con dignidad y elegancia” como muestra de “cariño y atención a esas personas que tanto queréis”.

Tras la misa, los asistentes se han trasladado al lugar del atentado, donde se había colocado una especie altar con flores e imágenes de los dos guardias asesinados. Los familiares de Irene y José Angel han colocado allí otros dos ramos en su honor y, a continuación, se ha leído un manifiesto a cargo del delegado de la AVT en Aragón, José Marco. En él ha recordado a los dos guardias y a todas las víctimas del terrorismo, siendo interrumpido en una ocasión por los aplausos del público. Marco ha señalado que “no les olvidaremos, ni a ellos ni a sus verdugos, ni los motivos por los que destrozaron familias enteras”.

A continuación, Pascual Grasa, víctima del terrorismo, ha leído una carta abierta a Irene Fernández y José Angel de Jesús, recordando la calidad humana y vocación de servicio, a la vez que ha exigido que “a través de la justicia”, recaiga sobre los asesinos “el peso de la ley”. Tras su lectura, se ha guardado un emotivo minuto de silencio con el cual han concluido los actos.

Distintas visiones políticas

Entre la representación política, ha habido unanimidad a la hora de reafirmar la condena a éste y todos los atentados terroristas, así como la necesidad de que los asesinos paguen por sus fechorías. Sin embargo, los matices se han hecho notar a la hora de analizar la situación actual de la política antiterrorista. Así, Ángela Abós ha recordado “el horror vivido” en Sallent en aquella jornada y ha indicado que “el Gobierno de Aragón suscribe todo lo que ha dicho aquí en relación con el terrorismo, las víctimas, sus familiares y la necesidad de explorar los caminos para que la paz sea posible”. En términos similares, se ha expresado el alcalde de Sallent, José Luis Sánchez, para quien “hay que alentar vías para que no se repitan estos actos y que los culpables paguen por ellos”.

Más contundente era la visión desde el Partido Popular, cuyo presidente regional, Gustavo Alcalde, se ha mostrado muy crítico con la situación actual de la política antiterrorista y la actitud del Gobierno central hacia ETA. Alcalde ha pedido al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, que no “claudique” ante los terroristas y acabe con ellos a través “del peso de la ley y no con atajos”. El presidente popular recuerda que Irene y José Angel “murieron por defender el Estado de derecho, la democracia y la libertad, por lo que la dignidad de su recuerdo nos obliga a que estas muertes no sean en vano”. Para Alcalde, el Estado de derecho se defiende en los tribunales y no “flirteando con los terroristas”.

Desde CHA, su representante comarcal, Angel Visús, ha manifestado la línea de su partido indicando que “hay que seguir guardando la memoria de las víctimas”. No obstante, cree que “sin mirar atrás, hay que mirar también hacia el futuro y la coyuntura del diálogo es la única posible para que la paz se instale en la sociedad”.

La AVT niega cualquier oportunismo

Desde la AVT, su portavoz, José Marco, ha indicado que un acto como éste debe servir para que “no se olvide a las víctimas, por qué murieron y quiénes los mataron. Por mucho que quieran diálogo y negociación, la voz de la calle allí está”. La AVT se ha sumado este año al homenaje que en todos estos años la localidad de Sallent ha rendido a los dos guardias asesinados, una actitud que desde algunos foros se veía con visos oportunistas.

Marco ha negado cualquier intención al respecto indicando que “mucha gente ha pensado mal, pero nada más lejos de mi intención hacer política porque nunca he hecho, no lo sé hacer y mi cargo me lo impide”. Según Marco, “la AVT en Aragón tenemos muy pocos medios y hacemos esto porque queremos ayudar a nuestros compañeros”.

Sobre la participación de la AVT en este acto, ha comentado que hace ya “un año y medio” que se puso en contacto con los familiares para proponerles que este año se diera más realce al homenaje, y que ellos aceptaron. Según explica Marco, si no lo habían hecho antes es porque hay muchas víctimas y familiares, como habría sido este caso, que en los primeros años “no aguantan la presión de tantos medios y políticos dando su apoyo, y querían más intimidad”.

Aragón Digital, 20 de agosto de 2006

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres