Blogia
Foro El Salvador

Batasuna de Nafarroa alerta del blindaje o «maquillaje» de un marco superado

Batasuna de Nafarroa alerta del blindaje o «maquillaje» de un marco superado

Batasuna se felicita por que «hemos empezado a abrir puertas cerradas mucho tiempo, pero las sombras del pasado son aún alargadas» en la introducción de un extenso análisis sobre las perspectivas en Nafarroa. Da por seguro que el marco actual ya no sirve, pero afirma que habrá que activar a la sociedad para impedir blindajes o reformas.

IRUÑEA

La Mesa de Nafarroa de Batasuna ha elaborado un amplio análisis de la situación política en el herrialde en el que predomina la satisfacción por la crisis del actual marco, de la que ha dejado algunas señales el reciente Debate sobre el Estado de Nafarroa celebrado esta semana en el Parlamento. En este texto elaborado previamente, Batasuna destaca que la decisión de la izquierda abertzale de oponerse a él hace un cuarto de siglo ha sido clave para ello («los hechos nos han dado la razón»), pero avisa de la necesidad de articular una importante movilización social y lograr una izquierda abertzale fuerte como garantía ante los intentos de blindar el actual estatus o de «maquillarlo».

El texto al que ha tenido acceso GARA, denominado «Aitzina Goaz!» y debatido ya en asambleas, subraya que «no hay opción de libertad en este marco. No existe capacidad de decisión, ni manera de impedir las vulneraciones de derechos, es imposible superar la sumisión ante los gobernantes españoles, y más aún desarrollar una práctica institucional favorable a los intereses populares». Y concluye de ello que, cumplidos ya 24 años de vigencia del Amejoramiento del Fuero, «hay algo que ha quedado más claro que el agua: sin cambio de marco es imposible hablar de una democracia auténtica en Nafarroa».

El documento es prolijo en ejemplos de esta situación de crisis. Destaca aspectos como la unión estrecha entre la imposición del estatus político y la corrupción ­recordando el papel principal de Gabriel Urralburu en ambas­, los beneficios acumulados por la derecha, los conflictos de modelos industriales como el de la multinacional Volkswagen... Y concluye que una Nafarroa aislada beneficia siempre a los intereses de la derecha y perjudica a la democracia.

Así las cosas, ¿cómo ve Batasuna el futuro próximo y qué opciones de cambio advierte? El documento deja muy claro que «UPN y otros agentes de la derecha se implicarán de lleno en la defensa de su primacía». Recuerda que ya dieron muestras de su capacidad al «dinamitar» el Gobierno tripartito de Javier Otano en 1996, en la operación para sustituir a Juan José Lizarbe por Carlos Chivite al frente del PSN o en el reciente proceso de elección de Fernando Puras como cabeza de lista de este partido («la sombra de la derecha es muy clara todavía dentro del PSN», apunta).

Escenarios posibles

En consecuencia, Batasuna de Nafarroa describe dos posibles escenarios. Por un lado, el intento de obstaculizar cualquier proceso de cambio y de blindar el actual marco, bien sea desde el logro de la mayoría absoluta por parte de UPN­ junto a CDN e incluso a «ex del PSN»­ o bien a través de un pacto posterior con el PSN. «La historia prueba que la derecha puede estar dispuesta a perder el control formal de las instituciones mientras no se toquen otros cimientos de poder», advierte este «Aitzina goaz!».

«No es lo que prefieren, pero es una buena opción», afirma el texto, que argumenta acto seguido que «desde el punto de vista de la derecha, el escenario catastrófico es el de una izquierda abertzale decisiva que pediría pasos para el cambio de marco. Todos los demás resultan tolerables. Esto es lo que hace que la derecha presente por un lado a Nafarroa Bai como ‘el coco’ y por otro impulse esta opción para que pueda atacar al espacio de la izquierda abertzale».

El segundo riesgo que advierte es el de un intento de «maquillar el marco» en el que Batasuna entiende que pueden implicarse PSOE, IU y Nafarroa Bai «para impedir un cambio profundo». Recuerda que la ponencia parlamentaria sobre autogobierno no obtuvo acuerdo alguno, pero cita que UPN«ha retomado la idea de la reforma, aunque en este caso para blindar el marco. Y no se puede descartar que en los próximos meses intenten algo así».

En esta línea, subraya como preocupante la actitud de IU y Nafarroa Bai, al situarse a la expectativa del camino que adopte el PSOE. Y resalta paralelamente la «apología de la partición» hecha por la declaración de la Mesa de Egino «impulsada por PNV, EA y Aralar. En lugar de tomar la partición como fuente del problema, la situaron como punto de partida para la solución».

Activación social

«Los defensores del marco no tienen más que dos opciones: retrasar el cambio blindando el actual estatus o acometer una readecuación», resume. Y frente a ello plantea como único antídoto una izquierda abertzale fortalecida y una movilización social basada en la relación con los agentes, la activación (y movilización) ciudadana y la lucha ideológica.

Batasuna considera que hay mimbres para ello. En cuanto a la movilización, indica que «hay mucha gente en Nafarroa dispuesta a dar pasos en favor del proceso democrático. El reto estriba en promover iniciativas o plataformas que canalicen la pluralidad». Y respecto a la lucha ideológica, subraya el valor de la declaración del cine Carlos III y su apuesta muy nítida por la decisión de la ciudadanía navarra.



Necesidad de que el PSN supere su miedo
El documento dibuja al PSN como un partido débil y con un temor a UPN que dificulta su implicación en un proceso de cambio. Subraya que sólo se ha movido por la presión social y, por tanto, apunta que lo importante no son tanto los votos que obtenga como la articulación de fuerzas restante.



«Fracaso político» en el intento de Aralar
El texto analiza la evolución de Aralar indicando que quiso ser alternativa a la izquierda abertzale «y nadie le toma por tal. Ellos reconocen su fracaso». Critica que «se mancharon las manos» con la ilegalización, «se han sumergido en el reformismo» y ven ahora a NaBai como su tabla de salvación.



NaBai, utilizado por el PNV y en declive
Sobre Nafarroa Bai, resalta que da al PNV «una gran herramienta para tener influencia» en el herrialde. Añade que es la «esperanza de los poderes fácticos» contra la izquierda abertzale, y menciona como dato la insistencia de Sanz en citarle. Pero asegura que está en declive y no le augura larga vida.



Fomentar la relación con EA y con ELA
Para lograr la activación social que propone, Batasuna se propone fomentar la relación con EA o ELA, de los que destaca que se sitúan a favor de la territorialidad y la autodeterminación y, por su trayectoria, «están libres de la ansiedad por la supervivencia». Apuesta por estudiar una colaboración.



UPN, menos calle y más lucha ideológica
Tras hacer algunos ensayos hace unos meses, Batasuna aprecia que «parece que la derecha descarta la movilización callejera» y que paralelamente sí abre una «ofensiva ideológica» en terrenos como «la manipulación de la Historia», los libros de texto, las exposiciones con dinero público...



25 años con alto peaje y autocrítica
Para Batasuna, la crisis actual en Nafarroa es fruto de una larga pelea en la que la izquierda abertzale denunció el marco en solitario. Introduce aquí dos reflexiones. Por un lado, subraya que «el camino ha sido muy duro» por la criminalización, el aislamiento y la lucha contra los poderes, que motivó «un desgaste que no se puede negar, pero no tan grande como algunos esperaban y querían». Por otro, la admisión de errores como la aplicación de recetas hechas para otros herrialdes y que no sirvieron. -

Gara, 22 de octubre de 2006

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres