Blogia
Foro El Salvador

Blanco y Zapatero preparan una puñalada por la espalda para Navarra

Blanco y Zapatero preparan una puñalada por la espalda para Navarra El pasado jueves Navarra entera esperaba una decisión de la sede socialista de Ferraz. Se está retrasando. Los socialistas navarros no van a designar por sí mismos su candidato a la presidencia del gobierno sino que será la dirección nacional, es decir el secretario de Organización José Blanco quien lo haga. ¿Por qué? Porque el candidato va a tener que bailar con la más fea, es decir, tiene que captar votos de izquierdas y se supone de "centro" y ser capaz después de pactar con todos los abertzales, incluyendo los directamente salidos de ETA, y aceptar su condición básica de someter Navarra al nacionalismo. No es poco, pero es la única opción de desbancar a UPN.


Si los socialistas "de base" hubiesen votado habría ganado seguramente el senador Carlos Chivite, actual secretario general del PSN; pero éste no es grato ni a Ferraz ni a los nacionalistas, porque se significó demasiado en tiempos del Pacto Antiterrorista. Así que nada de primarias. Y el ex secretario general Juan José Lizarbe descolló demasiado en la otra dirección. Fuera también. Y ahí están, deshojando la margarita, si será el inefable delegado del Gobierno en la Comunidad, Vicente Ripa, si será la Defensora del Pueblo, María Jesús Aranda, con su pasado bastante a la izquierda del Volga, si será por fin la hora del siempre correcto pero tal vez demasiado navarro portavoz socialista en el Parlamento, Fernando Puras. O si a última hora se le ocurrirá alguna genialidad a Blanco.

La cosa no es demasiado democrática, digo yo. Pero les entiendo; hay ganas de volver a los sillones, los coches azules y las moquetas, y hay ganas de revancha, sea cual sea el precio y sean cuales sean las alianzas. El PSOE tiene a su favor en Navarra las encuestas, que ahora mismo no dan la mayoría absoluta a UPN (pero deja a UPN con el doble de votos que el PSN, que ahí es nada). Para llegar a eso Madrid tiene que encontrar a la persona capaz de dar lo que pidan Patxi Zabaleta (Aralar), Maiorga Ramírez (Eusko Alkartasuna), Milagros Rubio (Batzarre) y quién sabe si Pernando Barrena (que no pertenece a Batasuna ni a ETA porque, como saben ustedes, Zapatero mantiene ambas "organizaciones políticas" fuera de la Ley, avemaríapurísima) .

A día de hoy la única manera de impedir la jugada de Blanco y de Zapatero es que Unión del Pueblo Navarro gane en mayo de 2007 las elecciones por mayoría absoluta. Nos espera una larga y sucia campaña electoral, en la que vamos a verlas de todos los colores porque todo está en juego. Y, sinceramente, creo que los experimentos deben dejarse para un momento más adecuado. UPN debe medir sus fuerzas y sus tiempos con inteligencia; y si parece demostrado que una movilización social precipitada podría terminar beneficiando al adversario, es de manual que una desmovilización del electorado fiel es asegurar la derrota. Si con la esperanza de arañar votos a la izquierda –que no deja de ser izquierda y de ilusionarse por el retorno al poder de los nietos de Pablo Iglesias- se proponen nombres y políticas de izquierda a los votantes de la derecha social, tal vez se pierda más de lo que se gane. Menos mal que si Miguel Sanz duda ahora yo sé que en los primeros días de junio podremos hacer juntos un análisis demoscópico por barrios y pueblos, con treinta años de resultados desde 1977, que sacará los colores a más de un aprendiz de brujo. Ambidextro, siniestro o siniestro, pero no inmune  a las puñaladas traperas en la espalda de todos.

Pascual Tamburri

El Semanal Digital, 2 de septiembre de 2006

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres