Blogia
Foro El Salvador

«La decisión popular no puede estar cautiva de la Constitución», subraya LAB

«La decisión popular no puede estar cautiva de la Constitución», subraya LAB


LAB ofreció ayer su análisis sobre la situación actual, en la que la Constitución española es protagonista por dos motivos: la proximidad del 6 de diciembre y las declaraciones del Gobierno español negando el derecho a decidir porque «no cabe» en la Carta Magna. «Tienen razón. Esta Constitución nació para denegar los derechos de los pueblos. Por eso este pueblo dijo ‘no’. La decisión popular no puede estar cautiva de la Constitución», apuntó Rafa Díez.

 

Coincidiendo con la «celebración» del Día de la Constitución española, LAB ofreció ayer una rueda de prensa en la que su secretario general, Rafa Díez, recordó que la Carta Magna «nació para denegar los derechos de los pueblos» y que por ese motivo fue rechazada por la ciudadanía de EuskalHerria. En este contexto, subrayó la necesidad de situar «la voluntad de este pueblo por encima de la Constitución», ya que la segunda «no puede ser la cárcel» en la que encerrar a la primera.

Díez arrancó su intervención manifestando la «preocupación» que existe en su sindicato ante la evolución del proceso desde que ETA declarara en marzo su alto el fuego permanente, allá por marzo. Recordó que aquella decisión dio paso a «una increíble esperanza ante la gran expectativa que se abría para construir un escenario democrático». Desde entonces, sin embargo, la mayor parte de lo acontecido «no ha sido favorable. Hemos oído hablar de diálogo, paz o negociación, pero detrás no ha habido nada», lamentó el líder de LAB.

Por ello, se preguntó «si el PSOE y el Gobierno español quieren resolver el conflicto» o si, por el contrario, «detrás del talante sólo están las terapias de siempre». Si la respuesta es la segunda, Díez remarcó que «ya conocemos la noria de los últimos años: confrontación, violencia, tensión, cárcelesŠ»

Para este sindicato, el primer «paso» que se debe dar para que el proceso avance en la buena dirección es el reconocimiento de todos los interlocutores políticos, incluyendo a la izquierda abertzale.

Como segundo punto, destacó la necesidad de debatir sobre el «núcleo político», que se concreta en dos aspectos. El primero es la asunción de que «aquí hay un pueblo», que en la actualidad cuenta con diferentes marcos jurídico-políticos. «Y la única terapia es que todos debemos asumir lo que decida este pueblo», remarcó.

Rafa Díez defendió que éste sea «un principio democrático, no un proyecto político. Con ese derecho, el pueblo elegirá qué modelo quiere: esta u otra autonomía, federalismo, Estado asociado, independencia»

El secretario general de LAB dio la razón a quienes dicen que esta propuesta «no cabe en la Constitución», y situó el meollo del problema en que precisamente se ponga esa «legalidad», rechazada por la ciudadanía, por encima de la voluntad del pueblo. «La decisión popular no puede estar cautiva de la Constitución», sentenció.

 

Gara, 5 de diciembre de 2006

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres